REGÍSTRATE   |   (81) 8344 3219

Alcohol y Jóvenes

La Encuesta Nacional de Adicciones del 2011, señala que más de 60% de menores de 17 años tienen acceso a las bebidas alcohólicas, esto porque al no cumplir con los reglamentos de venta y distribución, ha aumentado su disponibilidad además de promover su consumo desde edades muy tempranas.

Los accidentes viales causados por beber y conducir son la primera causa de muerte en jóvenes de 15 a 29 años.

Beber antes de los 18 años: Consecuencias.

Desde el punto de vista de desarrollo, en la población de menores de 21 años de edad las funciones mentales se supone les permiten asumir una conducta responsable ante la sociedad tardarán todavía algunos años en alcanzar su completa maduración, considerando que en algunos casos no se alcanzará por completo. En México, a partir de los 18 años se consideran jóvenes “adultos”. Así que si son lo suficientemente maduros para votar, también pueden ser lo suficientemente maduros para ser responsables al a hora de beber. Sin embargo, por ley de usos y costumbres, el consumo del alcohol se ha vuelto una parte importante en la búsqueda de diversión y esparcimiento en la vida cotidiana de los jóvenes.

Incorrectamente algunas personas pueden llegar a pensar que es “inofensivo”.   No hay que olvidar que así como el tabaco, el alcohol también es una droga que hace daño al organismo, el alcohol afecta el funcionamiento de las neuronas lo que altera el funcionamiento mental y psicológico de las personas.   En realidad, muchas de las personas que consumen desde la infancia, la adolescencia y más intensamente durante la juventud temprana, quedan atrapados en el consumo patológico lo que conlleva repercusiones individuales, familiares y sociales; como lo son la violencia, los accidentes automovilísticos y hasta suicidios.

Estadísticas

El Sistema de Vigilancia Epidemiológica de las Adicciones (SISVEA) de Nuevo León reportó que, de las 2,478 personas que acudieron a solicitar tratamiento por problemas de abuso de drogas durante el año 2012 en centros de tratamiento ubicados en el Estado, el 7.9 % tenían menos de 14 años, y el 52.7 % se encontraba entre los 15 y 24 años; más del 52 % reportaron haber iniciado el uso de drogas entre los 10 y los 14 años y poco más del 40 % señalaron haber iniciado su consumo entre los 15 y 19 años de edad. El 31.9 % señalaron a las bebidas alcohólicas como su droga de inicio.

Noticias

Go to top